La política…¿se “adequiza”?

Acción Democrática ha sido el proyecto político más exitoso desde la segunda mitad del siglo pasado hasta nuestros días. En una época en la cual no parecía haber opciones distintas a las que imponía la realidad de la guerra fría: o la dictadura brutal anticomunista, o la utopía socialista exportada desde Cuba, Rómulo Betancourt, junto al liderazgo político de entonces, decidió una vía venezolana y aunque combatió frontalmente a la dictadura de Pérez Jiménez, no se dejó seducir por el proyecto revolucionario cubano, la epidemia del momento en Latinoamérica, con su oferta de haber encontrado la clave para explicar el desventajoso contraste con los EE.UU. y lograr un “desquite histórico”.

Setenta años después de la fundación de AD estamos enfrentando una situación realmente imposible de prever en Enero de 1958. No vale la pena hablar del desmadre actual porque la evidencia es demasiado aplastante. Lo que si llama la atención es una clara tendencia a actuar de manera pragmática por parte del liderazgo político, una “adequización” de las posiciones ante la evidente demanda de sentido común por parte de electores, ya hastiados de la habladera de paja sobre “capitalismo/neoliberal” y “socialismo”.

Para el gobierno es difícil recoger tanta verborrea, pero, incluso intentando lucir un traje de consistencia revolucionaria ante su núcleo duro de apoyo, deben bajar las pasiones y niegan la pretensión de imponer un comunismo en el cual no creen ni en Cuba. Es una situación complicada, pero deben asegurarse de que todos tengan claro que ésta es una “revolución” en la cual siempre habrá whisky.

En la oposición, los dos precandidatos con más opciones coinciden prácticamente en todo, a pesar de que supuestamente representan corrientes de pensamiento político opuestas. Pablo Pérez ya está adequizado de nacimiento y Henrique Capriles se adequiza, tanto con su discurso, como sumando alianzas con la Causa R y otros grupos que le permitan eliminar cualquier imagen de “derecha”, “neoliberal”, “capitalista salvaje” etc… Hasta Leopoldo López, se autodenomina “progresista” y asiste a la Internacional Socialista…cosas veredes.

Más de 50 años después la política tiende a “adequizarse” evadiendo los extremos. La historia del declive de Acción Democrática es bien conocida, pero las sensatas decisiones que se tomaron hace 50 años, permitieron grandes avances. Pensar con cabeza propia, sin pretender que una receta dogmática de cualquier signo nos dará las soluciones a todo, ha dado sus frutos y esperamos que también los de ahora.

@raulaular

Anuncios

1 comentario

Archivado bajo Uncategorized

Una respuesta a “La política…¿se “adequiza”?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s